TE INVITAMOS A CONOCER UN NUEVO CONCEPTO EN ALTURA

CONTACTO

Calle 71a # 77 - 27
Bogota - Colombia - Suramerica
Movil: 318 815 33 74
Telefono: 3035672
limpiezadefachadas@outlook.com

www.limpiezadefachadaSBOGOTA.COM    LIMPIEZA DE CARPAS, TOLDOS Y LONAS

La limpieza de carpas se realiza mediante Vapor, Agua y productos químicos tenso - activos no iónicos con objeto de proceder al correcto desmanchado aumentando la protección de lonas y toldos sin blanqueadores. Proporcionando y recuperando el filtro que le otorga la impermeabilidad, opacidad, el termo-soldado, y la capacidad  ignifuga siendo  un filtro que protege los colores frente a los rayos UV.

  

Las Carpas, como es natural, se ensuciam debido a la exposición continuada a la intemperie, a la contaminación, y a la lluvia que contiene suciedad y microorganismos que pueden permanecer en forma de mancha cuando el agua se evapora; para mantenerlo en perfectas condiciones realizamos la limpieza perfecta de sus toldos recuperando los colores originales y eliminando toda la suciedad acumulada por las horas de exposición al aire del tráfico y las condiciones climatológicas.

Realizamos las acciones de limpieza y mantenimiento necesarias para mantenerlos en buen estado, existen toldos cuya limpieza puede resultar complicada; tal es el caso de las cubiertas localizadas en ventanas o en terrazas, donde la altura puede resultar un peligro en el caso de que no podamos desmontar estos aparatos.

Un aspecto importante es el mantenimiento de los brazos móviles de los toldos. Las piezas de metal deben limpiarse con algún producto especial ya que la inactividad de los engranajes durante las heladas y el granizo de los meses fríos, puede llegar a atascarlos. La mejor forma de asegurarnos su funcionamiento futuro es engrasar las bisagras y engranajes con aceite o cera; la lluvia es quizá el mayor enemigo de los toldos. Si tenemos los toldos desplegados y comienza a llover, es mejor recogerlo antes de que el agua lo empape. Los sistemas de inclinación con los que se planifica la instalación de los toldos, calcula una pendiente lo suficiente efectiva como para que el agua escurra, pero no podremos evitar que la tela de la cubierta se moje. En cuanto cese la lluvia, desplegaremos el toldo otra vez para que se seque: guardarlo mojado lo estropearía.

El impacto del sol de justicia veraniego afecta al color del toldo. Los colores de las cubiertas irán perdiendo viveza a medida que pasen los años puesto que los rayos solares irán 'comiéndose' el tono. En algunas tintorerías están especializados en teñir cubiertas de lona con el objeto de devolverlas el aspecto que tenían al principio de su instalación. Esta solución sólo es válida con toldos desmontables, sino tendremos que conformarnos con acondicionarlos lo mejor posible.

La propia degradación del medio ambiente a causa de sustancias perjudiciales como el humo y el aire contaminado, harán que nuestras cubiertas adquieran suciedad. Estas manchas unidas a las propias sustancias de la lluvia, impresionan la tela del toldo. Una vez que el toldo esté completamente seco, tendremos que emplear un aspirador para eliminar la suciedad sólida acumulada.

www.limpiezadefachadascolombia.com